DONDE LA DEVOCIÓN SE FUSIONA CON LA VISTA DEL MAR CARIBE

Localizada en el punto más alto de Xcaret, a 37 m sobre el nivel del mar, esta capilla dedicada a San Francisco de Asís, protector de la naturaleza y de los animales, te recibe con una vista espectacular del mar Caribe.

La capilla se construyó integrando elementos mayas naturales, como el árbol vivo de la entrada la cruz tallada en chicozapote, el altar de piedra caliza y las bancas de madera de salam.

La tranquilidad de su entorno y el paisaje que la enmarca, la hacen perfecta para la reflexión y el silencio. Aquí se ofrecen misas dominicales y ha sido escenario de bodas de celebridades.

Como dato interesante, en el altar se resguardan algunas reliquias de Santa Teresita del Niño Jesús, también patrona de este recinto.